Qué es el trauma

Casi todos estamos familiarizados con conceptos como el estrés, ansiedad, depresión, pero ¿sabemos de qué hablamos cuando lo hacemos sobre trauma o estrés postraumático? En el artículo de hoy nos disponemos esclarecer qué es el trauma.

¿Qué es el trauma?

Es un choque o impresión emocional que produce daño duradero de manera prolongada en el tiempo.

A lo largo de las últimas décadas se ha investigado mucho sobre este concepto. Lejos queda ya, aunque no por ello es menos valioso, los primeros estudios sobre trauma en los combatientes de las diferentes guerras que presentaban una sintomatología similar entre ellos.

A día de hoy, podemos hablar de trauma con «T´´ y trauma con «t´´. dentro de ellos se pueden ver el trastorno de estrés postraumático y el trastorno de estrés postraumático complejo. No hay que confundir la magnitud del trauma porque una se corresponda con mayúscula y otra con minúscula.

Diferencias entre trauma con «T´´ y trauma con «t´´.

Hablamos de trauma «T´´ cuando este se desarrolla ante un evento de naturaleza desagradable y carácter extraordinario (p. e. un accidente de tráfico o una explosión). No obstante, aunque más del 50% de las personas pueden estar expuestos a un evento de este tipo a lo largo de su vida, la mayoría no desarrolla TEPT (trastorno de estrés postraumático).

Por otro lado, se considera trauma «t´´ a dinámicas de daño mantenido y acumuladas en el tiempo. La importancia de estos traumas, es que suelen ser en situaciones disimuladas o aceptadas culturalmente (p. e. muchos tipos de maltrato psicológico encubierto).

Para que se puedan considerar TEPT, han de pasar mínimo 4 semanas cumpliendo diferentes criterios:

  • Exposición a la muerte, lesión grave o violencia sexual.
  • Experiencia directa del suceso.
  • Presencia directa al suceso
  • Conocimiento de que el suceso a lo ocurrido a un familiar o amigo íntimo.
  • Exposición repetida o extrema a detalles repulsivos del suceso.

Además, suele darse el caso de personas que presentan un trauma «T´´, y al iniciar la evaluación (parte fundamental de cualquier terapia), encontramos que a lo largo de su vida han estado expuestos a diferentes «t´´. Esto realza la importancia de la historia clínica, vulnerabilidad del paciente, contexto que le rodea, etc.

Trastorno de estrés postraumático complejo

Es un trastorno que puede desarrollarse después de la exposición a un evento o una serie de eventos de naturaleza extremadamente amenazante, eventos prolongados de los cuales el escape es difícil.

Además, se agrava y caracteriza por la coocurrencia de TEPT + problemas de autorregulación de la persona. Es decir, una persona que además del trastorno, ya tenía problemas de regulación emocional, en las relaciones sociales, etc.

Estas personas tienden a aislarse, desconfiar o generar hostilidad injustificada, por los problemas de regulación emocional que presentan.

Además, suelen presentar alteraciones de la atención y conciencia, disociación, desconexión o despersonalización entre otras cosas.

Aquí te dejamos un video del concepto de estrés postraumático.

Tratamiento

La mayoría de los pacientes con TEPT suelen recibir tratamiento farmacológico, el cual tiene evidencia científica, pero el tratamiento de elección es siempre el psicológico.

Dentro de la TCC (terapia cognitivo conductual) las técnicas que más se recomiendan son:

  • Exposición prolongada al evento traumático. Puede parecer contraproducente exponer a la persona al evento que le genera malestar, pero desde la psicología se hace para alcanzar el fenómeno de extinción.
  • Terapia de procesamiento cognitivo.
  • Desensibilización y reprocesamiento por movimientos oculares (EMDR). No es una técnica como tal, es mucho más, ya que es una combinación de diferentes terapias con evidencia empírica.
  • Regulación emocional en el trauma.

Aprende más sobre las competencias emocionales aquí.

En resumen

El concepto histórico de estrés postraumático queda lejos de lo que a día de hoy es. Hay que tener en cuenta diferentes variables de una persona a la hora de establecer un diagnóstico claro (historia clínica, antecedentes familiares, marco contextual, etc.). Existe evidencia científica de que el tratamiento psicológico es eficaz en el tratamiento del trauma.

Artículo escrito por: Sergio García.

Menú